Cocina tailandesa

La gastronomía tailandesa es picante y muy condimentada, sazonada con muchísimo ajo y chiles y una mezcla peculiar de zumo de lima, hierba limonera y cilantro fresco.

Otros ingredientes habituales son: galanga, albahaca, cacahuetes molidos, zumo de tamarindo, jengibre y leche de coco. El pilar de los platos tailandeses son las salsas de pescado, la pasta de camarones y, por supuesto, el arroz, que se come prácticamente con todo.

Los platos principales de esta cocina incluyen el guisado de pescado picante y agrio, el curry rojo y verde, y varios platos de tallarines y sopas.

La comida tailandesa se adereza con una gran variedad de condimentos y salsas, y cacahuetes fritos, pollo, jengibre en rodajas, pimientos y rodajas de lima son algunos de los aperitivos y tentempiés que se sirven.

Otro manjar lo constituye la gran variedad de frutas que ofrece la tierra, tanto frescas como en zumo.

El zumo de azúcar de caña y, si se desea algo más fuerte, el whisky de arroz son las bebidas favoritas locales.

Anuncios